Nuestras-Huellas

    Nuestras Huellas es un camino que comenzó a ser recorrido tomando la experiencia y el caudal de aprendizajes de otros caminos previos. De este modo, en junio de 2002, con el ánimo y el compromiso de contribuir a mejorar las condiciones de vida de los sectores más carenciados del Gran Buenos Aires, un grupo de jóvenes comenzó la tarea.

    El trabajo se inició en el barrio Santa Rosa, partido de San Fernando. Entendimos que el hambre era lo urgente en ese momento, y atendiendo la emergencia originada después de la crisis de 2001, pusimos las manos y las esperanzas en un comedor comunitario.

    Luego trabajamos desarrollando diferentes programas, en tres áreas de intervención: Infancia, Agricultura Urbana y Microcrédito. De esta manera, nacieron los primeros proyectos: TEDAR, Pachamama y Grupo Solidario. Los dos primeros continúan hoy trabajando conjuntamente en la Asociación Civil CULTIVARTE, mientras que el tercero fue el puntapié inicial de lo que sería nuestra experiencia fundante: los Bancos Comunales.

    Durante los primeros años y luego de una capacitación recibida por parte de la Fundación Grameen Argentina, trabajamos en el área de microcrédito, enfocados desde la perspectiva y metodología de grupos solidarios.

 

Posteriormente, mientras nos adentrábamos cada vez más en el campo de la Economía Social y Solidaria, fuimos realizando un acercamiento sistemático al funcionamiento más propio de los Bancos Comunales. Producto de ello, se propuso a los emprendedores comenzar a abordar el trabajo desde esta metodología, que encontrábamos más adecuada a nuestra realidad, respondía de una manera más integral a sus necesidades e incorporaba una dinámica autogestiva, tanto en la gestión como en el financiamiento. De este modo, a principios de 2007 decidimos darle un nuevo impulso al área, formando un equipo de coordinadores para acompañar a los Bancos Comunales que comenzaban a surgir en diversos municipios de la zona norte del Gran Buenos Aires.

Finalmente, como resultado del crecimiento del Programa de Bancos Comunales, en octubre de 2008, decidimos enfocar todas las energías exclusivamente en el área de microcrédito, pero superando el enfoque microfinanciero para trabajar decididamente desde la lógica y los valores de la Economía Social y Solidaria, en la que incluimos ahorro y capacitación.

Hoy, con la metodología de Bancos Comunales, acompañamos a más de 1000 emprendedores en los municipios bonaerenses de San Fernando, Tigre, San Isidro, San Martín, San Miguel, José C. Paz, Malvinas Argentinas, Escobar y Pilar.